La Subsecretaría de Sistema Penitenciario, Ejecución de Penas y Medidas Judiciales, reforzó las medidas de prevención para evitar la propagación del COVID-19 al interior de los centros de readaptación social del estado, para proteger a los internos y al personal que ahí labora.

Entre las acciones que se realizan en los once centros penitenciarios destacan:

*Intensificación de las revisiones del personal de las áreas operativa, administrativa y técnica, durante su ingreso a las instalaciones

*Suspensión total de la visita familiar (hasta nuevo aviso)

*Dotación de jabón y gel antibacterial a toda la población penitenciaria

*Sanitización y desinfección de estancias y áreas comunes mediante termonebulizadores

*Uso obligatorio de cubrebocas

*Atención psicológica

*Instalación de aspersores para la desinfección de vehículos oficiales y proveedores

*El Ficosec entregó apoyos consistentes en equipo médico, botas, termómetros, gel antibacterial, cubre bocas para personas privadas de la libertad y oficiales de Seguridad y Custodia Penitenciaria.

*Entrega de cubrebocas y protectores faciales a toda la población del Cereso estatal número 8 ubicado en Guachochi

*Información permanente al personal de Seguridad y Custodia Penitenciaria y áreas médicas sobre los flujogramas de atención: Paciente con sospecha de infección, Protocolos de bioseguridad y biocustodia, Casos epidemiológicos de COVID-19

Nora Angélica Balderrama Cano, titular de la dependencia, subrayó que al momento ninguno de los Ceresos del Estado ha registrado contagios de COVID-19. Sin embargo, las medidas de higiene y seguridad continuarán en coordinación con la Secretaría de Salud.

Indicó que todas las acciones referentes a la salud y seguridad, estarán en continua vigilancia y actualización, por lo que se informará constantemente al personal, familiares y población sobre las medidas que se desarrollen.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here