El exgobernador de Chihuahua, César Duarte, fue detenido este miércoles en territorio estadounidense.

La detención del expriista tuvo lugar en Miami, Florida, confirmó el agregado de la Fiscalía General de la República en la Embajada de México en aquel país.

Una vez que concluyó su mandato en 2016, Duarte se mudó a los Estados Unidos, mientras que en su estado era acusado de diversos delitos de corrupción.

El gobierno que encabeza el actual gobernador, Javier Corral, denunció al político por el presunto desvío de mil 200 millones de pesos del erario estatal.

Duarte cuenta con ordenes de aprehensión en México, así como una ficha roja de la Interpol para buscarlo en 190 países.

El 30 de mayo de 2019, Duarte fue expulsado del Partido Revolucionario Institucional (PRI) por haber violado los estatutos del partido.

Es acusado por la administración del mandatario Javier Corral como presunto responsable del delito de peculado por 275 millones de pesos. 

En el sexenio pasado, la Procuraduría General de la República presentó ocho peticiones de extradición, todas ellas solicitadas por el gobierno de Chihuahua.

La PGR recibió por parte de la Fiscalía General del Estado de Chihuahua 11 causas penales, y una causa penal federal, esta última por parte de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales. 

La Fiscalía estatal ha obtenido de jueces locales 11 órdenes de aprehensión contra el ex mandatario estatal, por su probable responsabilidad en el delito de peculado agravado, derivado de un desvío de recursos públicos durante su administración por mil 200 millones de pesos. 

En 2017, la Fepade cuando era encabezada por Santiago Nieto Catillo solicitó una orden de aprehensión contra César Duarte, por su probable responsabilidad en el delito de peculado electoral por aproximadamente 14 millones de pesos. 

Un juez federal otorgó la orden de captura, porque se cree que en la administración de Duarte se retuvo un porcentaje de los salarios de los servidores públicos de la entidad para entregárselos directamente al PRI, en total 79 millones de pesos. 

Posteriormente, la PGR solicitó a la secretaría general de Interpol la emisión de una ficha roja para detener a Duarte, contra quien en ese momento solo había una orden de aprehensión por su presunta responsabilidad en el delito de peculado. 

REPORTE ÍNDIGO / MILENIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here